miércoles, 21 de septiembre de 2011

Sueltos

Y dijiste que yo dije 
y yo dije que dijiste 
y fue algo que pensamos sin decirnos, 
la excusa por decir lo que no existe
Y dijiste que yo dije


 “Hay gente que vive presa de la amargura de
sus propias frustraciones y su peor carcelero es la felicidad siempre ajena”

 Hoy tuve pesadillas.
Soñé que no soñaba
Y que no eran míos
Ninguno de estos versos,
Que estaba en el cadalso
Esperando al verdugo
y que el cura murmuraba un padrenuestro,
que pedía un perdón que yo no merecía.
Publicar un comentario