sábado, 28 de mayo de 2011

Seguridad doméstica


El 27 de octubre del 2002 en un country de Buenos Aires apareció muerta en el baño de su casa  una mujer llamada María Marta Belsunce.
Sus familiares sostenían que había sido un accidente hasta que la autopsia descubrió cinco proyectiles en la cabeza cuyas perforaciones fueron cerradas y disimuladas con un pegamento universal.
En el día de ayer concurrieron a la escena del crimen, abogados, fiscales, jueces y los familiares implicados como sospechosos. Allí uno de ellos dijo porqué creyeron que había sido un accidente con estas palabras "las canillas son de terror", en un intento por justificar porque creyeron y declararon que se había golpeado la cabeza contra la grifería de la ducha.
También enumeró como factores de riesgo para un accidente doméstico dentro del cuarto de baño al "pequeño escalón en la puerta" y que "las vigas del techo son bajas".
Hoy que se duplican y redoblan los consejos sobre seguridad doméstica, nada nos dicen sobre el inmenso peligro que encierran los baños.
A prestar atención, por favor. Observad las canillas, las vigas del techo, detrás de las cortinas de las bañeras, nunca se sabe si entramos por la urgencia que reclama una vejiga y salimos tapados por una sábana
Publicar un comentario